top of page

Triple Diosa y su significado original


Cuando oímos la palabra “Triple Diosa” automáticamente no podemos evitar pensar en Hécate, pero este término va mucho más allá que la imagen de esta Diosa Oscura portadora de la luz de las antorchas. Pero tras este símbolo se esconde el verdadero significado de la Madre Oscura. Para empezar si observamos su símbolo está compuesto por tres lunas: creciente, llena y menguante, esto es una representación de las facetas de la Diosa doncella, madre y anciana (Crone). Es una expresión que habla de los ciclos de la luna que además simbolizan las etapas del ciclo de la vida de todo lo femenino. Aunque su verdadero significado es otro, el término (Triple Diosa) es moderno ya que no se les llamaban así a las Diosas en la antigüedad. Proviene del poeta y escritor británico del siglo XIX Robert Graves cuando en 1948 se refirió a ellas de esta manera en su libro “La Diosa Blanca”, donde usaba este término para referirse en sus poemas a las tres facetas que tenían. Tres facetas de una misma Diosa al igual que la Luna, que cambia de fases, pero sigue siendo siempre la misma.


En diferentes investigaciones sobre el origen del culto a la Diosa siempre se habla de la Gran Madre y de otras deidades femeninas que existieron en las antiguas civilizaciones. En la antigüedad los pueblos agrícolas solían ser pacíficos y matriarcales donde existía igualdad entre ambos sexos y done la mujer y lo femenino era muy respetado y venerado, hasta que el patriarcado irrumpió de forma violenta borrando muchas de estas culturas, lo que originó la desaparición de esos cultos a lo sagrado femenino, borrando de la existencia el legado que durante cientos o miles de años habían existido como el de las sacerdotisas griegas que honraban a deidades femeninas o las celtas que era una tradición matriarcal. Con la llegada del neopaganismo y el resurgimiento de la Wicca, este término fue adoptado para nombrar a sus deidades principales a pesar de que mucho antes, en el siglo V a.C. la Diosa Hécate ya había sido representada como una deidad triple en una escultura en la que se la veía con tres rostros creada por el escultor Alcámenes, en el período clásico griego. También podemos encontrar a la Diosa Brigid que es considerada la “Triple Diosa Celta” pero que representa los siguientes atributos: poesía, herrería y sanación. Otro ejemplo es el de Morrigan y sus hermanas Badb y Macha, consideradas por algunas fuentes como la misma manifestación de ella y por tanto también considerada “Triple Diosa”.


Desde el instante en que se descubriera en el siglo V a.C. la estatua de la Diosa Hécate como deidad triple y hasta el siglo II d.C. se han encontrado una variedad de textos antiguos que hacen referencia a este tipo de Diosas y sus diferentes fases de la vida que las vincula con los ciclos lunares como Deméter, Perséfone y Hécate. Pero fuera de Europa también encontramos el culto a la “Triple Diosa” en otras culturas como en el hinduismo actual. Los arquetipos madre e hija siempre son representados por Deméter (que significa Diosa Madre) y Perséfone (más conocida por Kore que significa hija o doncella). ¿pero qué pasa con la anciana (Crone)? Crone es la bruja o la anciana, por eso muchas de las imágenes originales antiguas de la Triple Diosa no incluyen a la anciana, porque Crone proviene de la palabra griega cronos que significa tiempo. Por eso, Crone y Kali vienen a tener el mismo significado ya que provienen del sánscrito “kala” que significa tiempo. Dentro de estas tres facetas (hija, madre y anciana) la Madre Oscura siempre representa la primera o la tercera persona de lo que llamaríamos la Trinidad Femenina (Triple Diosa), porque ella es muerte y renacimiento, es la que inhala el mundo hasta el final de los tiempos para después exhalar un nuevo comienzo con su aliento porque su manifestación existe más allá del tiempo y del espacio. Representar a Crone como anciana se asocia a la perspectiva en que los humanos vemos a la mujer sabia, a la hechicera antigua, la que ha vivido y se encamina a la muerte. Madre y Madre Oscura provienen del sánscrito “saguna brahman y nirguna brahman”, que significa Dios con Forma y Dios más allá de la Forma. Madre es la creadora, la que trae todo a la existencia por un bien común, es la madre de todo. Sin embargo, la Madre Oscura es la destructora, la que trae el final del tiempo, es la causante de que nuestra existencia debe llegar a un final.


Existe un mito que cuenta que Dea la Diosa Madre y Diosa de la Luz tuvo una Hija que se separó al nacer para que ella pudiera llevar la Luz de Dea a todos los rincones donde Dea no podía llegar. Al igual que la Luna es el reflejo o el resplandor del Sol, este mito cuenta que la Hija reflejó la luz de la Madre para que todos los seres mortales pudieran contemplarla. Pero realmente la Hija tiene otro cometido, su función cósmica es preservar su misma existencia porque es la mediadora de la creación del mundo de la Madre y si la Hija estuviera separada de la Madre que es la creadora y única fuente de la creación todo dejaría de existir en un instante. Este mito se compara con “Trimurti” que en sánscrito significa tres formas, ellos son los tres principales Dioses del hinduismo formado por Brahma, Vishnu y Shiva, todos Dioses masculinos que representan la fuerza fundamental para la existencia del universo: creador, conservador y destructor, que al igual que Dea y sus tres formas es la creadora, la preservadora y la destructora de mundos. Pero si continuamos con los aspectos triples que existen en la mitología también podemos encontrar el arquetipo de las tres parcas (Moiras griegas, Parcas romannas o las Nornas teutónicas) que tienen un significado parecido a la Triple Diosa o Trinidad Femenina, ellas son la Hiladora (creadora), la Tejedora (preservadora) y Cortadora del hilo de la vida (destructora). Teológicamente estas tres doncellas tienen funciones similares a la Madre, Hija y Madre Oscura, son las doncellas de los destinos y metafísicamente se puede decir que así como la vida humana es un microcosmos de Gran Ciclo Mundial, los tres destinos representan el reflejo microcósmico de la función cósmica de la misma Diosa.


Por este motivo, antes del neopaganismo el término “Triple Diosa” no se utilizaba muy a menudo, porque las Diosas tienen muchos rostros y el significado de la Trinidad Femenina va mucho más allá que la simple representación de las tres lunas o las tres facetas de la Diosa. Como símbolo neopagano es más bien un recordatorio para los iniciados en la Wicca de la sabiduría ancestral y sus raíces, pero la “Triple Diosa” tiene un significado más importante, profundo y espiritual ya que también es un recordatorio de la antigua conexión con lo sagrado femenino, es la representación de vida, la muerte y el renacimiento, es pasado, presente y futuro, es el símbolo que describe la oscuridad más allá de la luz y la luz más allá de la oscuridad, te habla de que los misterios de la Madre Oscura se desvelan cuando alcanzas un alto nivel de avance espiritual y no necesitas nada porque su amor es suficiente, porque ella te sana y guía a través de la existencia terrenal, la Triple Diosa es la plenitud del conocimiento de Dea porque ella es el mismo Secreto y Misterio del Universo.

300 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Vampirísmo

Yorumlar


logo santuario de lilith6.jpg

El Sendero de las Diosas Oscuras

bottom of page